P I

       Hace mucho tiempo, tenía un amigo llamado P. Para mí era mi mejor amigo, de hecho se comió a casi todas mis amigas, porque sabía cómo venderlo. Al cabo de muchos años, se me demostró que era un traidor y junto a él mucha gente de mí alrededor. No le di demasiada importancia puesto que mi vida en aquél momento estaba centrada en otra cosa, mi padre enfermo. Mi amigo fue cogiendo confianza, creyéndose por encima de mí y de mis necesidades. Todo lo bueno que me había demostrado al conocerle desapareció. Hoy todavía una parte de mi persona sabe el motivo, su madre enferma.

    He hecho muchas tonterías en mi vida, no enfrentarme a él y decir lo que realmente quería es una de ellas. Pero los hombres somos así, nos callamos, tragamos y nos aguantamos. Pensé que se me notaba lo que necesitaba de él, su amistad. Pero no era así. Cómo soy gay, se montó una película… Para cuando fui consciente casi todo el entorno se creía que estaba locamente enamorado de alguien que no me correspondía. Mi asombro era comparable al del ateo que descubre cuando muere que Dios existe. Dejé que todo siguiese su curso, pensando que era lo mejor e incluso me llegué a plantear si no sería cierto… Reconozco que el chaval no es feo para nada y que el sexo con él debe ser muy bueno, pero mi atracción no pasaba de ahí.

    Todo se enfollonó y complicó cuantos más años pasaban. Hace un tiempo, con la muerte de mi padre hice borrón y cuenta nueva con mi vida. Poco a poco voy saliendo a flote, aunque tenga reyezuelos en mi camino, me siga jodiendo la existencia el egoísmo humano y vuelva a tropezar en esa puta piedra. Pero poco a poco me doy cuenta que soy yo quien decide que batallas luchar. Con qué armas y contra quién. Uno de los más importantes movimientos que existen es no hacer nada, pero a veces no basta. Es el caso que nos ocupa, así como del resto de personas que no me importan una mierda de mi vida anterior… P sí lo hace, así que cuando comencé a escribir este blog se lo notifiqué.

    Hoy he recibido respuesta y parece que se encuentra bien, cosa que me alegra. PERO también hace lo mismo de siempre y quiere hacer como si no hubiese pasado nada… ¡Eso no lo pienso permitir! He sido yo el que ha dado el paso, ya veré como sigue el asunto…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s