Horus

Horus: 04 – 08 – 2006 — 10 – 01 – 2012

Mi Osito Polar El Gran Campeón.

Como parece que hay gente desalmada que se cree que esto es una coña, os aviso de una cosa, los hurones soportan los tumores cancerígenos sin que apenas se les note que los tienen hasta que resultan inoperables, si dejan de jugar un poquito, sólo un poco menos de lo normal, estad atentos por favor que Horus habría vivido más si yo hubiese reaccionado un poco antes.

Pensad que son unos campeones y si se les trata bien y se sienten queridos, pueden aguantar lo que sea con tal de estar con vosotros.

Seguir leyendo

Desde Rusia Con Calor – La Llegada 6

    La mañana amaneció clara como un día cualquiera, Laurent se encontraba en su cama totalmente relajado, los sueños habían sido tranquilos aunque la imagen del hombre en la penumbra se entremezclaba en ellos.

    Marco estaba tumbado sobre el abdomen de su amigo, con las patas abiertas y totalmente repanchingado.

    El humano lo deslizó suavemente por la sábana hasta la cama y se dirigió al baño. Seguir leyendo

Animales Domésticos XVIII

    Hoy os toca enteraros de más cosas de Cony, el conejo de mi madre, que en vez de un roedor parece un perrito faldero.

    Si no estás buscando un animal mimoso olvídate de este tipo de mascotas, suelen ser excesivamente pesados y necesitan sentirse muy queridos.

    El problema mayor es que cuando tienes un macho, su amor lo demuestra queriendo amarte profundamente, vamos que como te enganche se desfoga en cualquier parte.

    Puede ser tu brazo, la pierna, la mano o el pie, así que lo mejor es fabricarle una conejita con la que se pueda desahogar tranquilo y te deje en paz. Seguir leyendo

Ca. I

    Tengo un amigo llamado Ca que se porta “mal” conmigo y le encanta hacerme esperar.

    Le conocí de una forma muy normal, aunque me impactó su expresión desde el primer día que nuestros ojos se observaron.

    Es un chico no muy alto, moreno, de ojos marrones y mirada penetrante que se pone tan nervioso como yo cuando nos vemos, sin embargo tengo mis sospechas de que él lo es sin que sea necesaria mi presencia…

    Lleva intentando quedar conmigo mucho tiempo, pero al principio de decírmelo me pilló con un trancazo de mil demonios y mis neuronas patinaban en el hielo que era mi cerebro. Seguir leyendo

Ulexita

    Bien, ya sabía la única manera de poder sentir algo y que no supusiese un serio problema para mi salud mental y física.

    Estaba claro que no lo iba a poder hacer de manera inmediata, aquellas cosas siempre llevan su tiempo, hay que meditar y eliminar los obstáculos.

    El hecho de ser consciente me estaba perjudicando en cierta manera, antes sólo debía dejarme llevar y ahora me encontraba al mando, sabiendo lo que tenía que hacer para conseguir mis objetivos pero sin la infraestructura suficiente para ejecutarlos. Seguir leyendo

Hot & Sweet I – Todo Nuevo 6

    El café lo preparó el propietario de la casa mientras que el otro recogía los cacharros de las cajas.

    Prosiguieron charlando de lo interesante que era el mundo del cine para adultos, al menos por aquello del desconocimiento total por parte del colombiano.

-“Si quieres, hay una fiesta mañana por la tarde para decidir quiénes van a participar y soy el encargado de comunicárselo, podías venir si quieres.”-

-“Sí, me encantaría participar en una de esas.”-

-“Vale, te aviso que no son nada glamurosas, ni excepcional, salvo que suelen terminar un poco desfasadas si la bebida corre por el lugar.”-

    La mira de Javier dejaba claro que a él no le gustaban demasiado aquellos acontecimientos, lo que Gerardo no tenía claro era si por tener que decidir quién cobraría o si la incomodidad partía de la fiesta en sí misma. Seguir leyendo

Desde Rusia Con Calor I – La Llegada 5

-“Bueno, a ver si lo entiendo: has venido aquí a vivir, no me has dicho nada, has dejado que te metiese en mí casa después de la conversación del baño y pretendes que me crea que no tienes intenciones ocultas, ¿cierto?”-

-“Bueno… Tengo intenciones ocultas, eso está claro, de hecho pretendía pedirte que nos casásemos para conseguir la nacionalidad…”-

    Las manos de Aleks temblaban tan fuerte que dejó de partir la zanahoria que tenía en la tabla. Seguir leyendo

Animales Domésticos XVII

    Como ya os conté en el capítulo anterior, he ido al veterinario con mis dos hurones.

    Aproveché coyuntura para hacerle una pregunta al buen doctor sobre Horus, que aunque no se había accidentado, me tenía algo preocupado con una inmensa calva desde la cabeza hasta los omóplatos.

    Me confirmó que tiene un pelo muy bonito y muy bien cuidado, pero que el cambio de su malta especial para hurones, y bastante cara la que encuentro, a la de gato y mucho más barata le podía haber provocado la caída del pelo. Seguir leyendo

H I

    H es uno de esos seres que pululan por la vida de todo el mundo sin apenas hacer ruido, hasta el día en que tus ojos se posan en ellos y entonces no puedes apartarlos de esas personas, te han cazado.

    Llevaba mucho oyendo hablar de él, pero no le conocí hasta hace un par de años más o menos.

    De primeras me pareció un tío interesantemente ausente, de los que hablan a la gente pero sabes que su cabecita está a otra cosa…

    Parece que al final no es así al 100%, pero da esa impresión.

    Él va de callado y sin embargo me caía muy bien su postura corporal, me refiero al gesto que nuestro cuerpo pone y nosotros trasmitimos, el lenguaje no verbal. Seguir leyendo

Pirolusita

    Una pregunta que siempre me asalta cuando estoy cerca de estos seres particulares que odian a los de mi especie, los hombres, por el mero hecho de tener unos genitales diferentes es:

    ¿Cómo diantres pueden utilizar de una manera tan eficaz los buenos sentimientos para dejarte totalmente destrozado?

    En aquél momento no obtuve respuesta, como es natural tuvo que ser una piedra quien me ayudase a entenderlo.

    La Pirolusita llegó para triunfar. Seguir leyendo

Hot & Sweet I – Todo Nuevo 5

    El timbre sonó al poco tiempo, Javier llegaba puntual. Lo que más sorprendió a Gerardo fueron el montón de carpetas que traía bajo el brazo.

-“¿Traes deberes a nuestra comida?”-

-“Sospecho que sí, estamos preparando una nueva película y quería elegir bien a los actores, así que tenía que traérmelos conmigo.”-

    Una bolsa de comida china recién hecha expulsó sus olorosos sabores a la casa, los dos se miraron fijamente y estaba clarísimo que lo primero era el papeo.

    Tardaron dos minutos en preparar todo y empezar a degustar los sabores propios de oriente.

-“¿Qué es eso de una película nueva?”- Quiso saber Gerardo. Seguir leyendo

Desde Rusia Con Calor I – La Llegada 4

    En el transcurso de la conversación que mantuvieron de manera informal los dos humanos, Marco se aproximó al lado de Aleks y empezó a olisquearle el pelo.

    El pobre chaval ruso no sabía si aquello era bueno o no, pero parecía agradar a Laurent, así que dejó que las cosas siguiesen su curso natural.

    Al poco rato Marco se pasó de los hombros de su dueño a los del chico, que ya estaba más tranquilo al notar que había pasado el examen del mono ardilla.

    Pusieron la maleta en la habitación de Lau y dejaron lo de deshacerla para más tarde. Bajaron a la cocina para ir preparando la cena y poder charlar tranquilamente. Seguir leyendo

Animales Domésticos XVI

    Tengo que contaros algo malo que nos ha pasado a Gea y a mí.

    Hace cosa de un mes, nos fuimos los tres a la ducha, normalmente los baño un par de veces al año, justo cuando empiezan a cambiar el pelaje, de verano a invierno o al revés.

    Así que ya es algo normal estar en el cuarto de baño preparando las cosas y que ellos dos revuelvan entre mis pies…

    El último día fue horrible, en casa llevo chanclas para caminar y no me di ni cuenta que enganché a mi rubia entre mis dedos y la chola derecha, con tan mala pata que la lancé por los aires y aterrizó justo donde yo iba a poner el pie… Seguir leyendo

M. IV

    Hay una frase que siempre me sienta muy mal cuando lucho por demostrar que es errónea, pero la vida es así y no se puede remediar:

    “El tiempo pone a todos en su sitio”.

    ¿Sabéis que todavía no conozco a Julia?

    Ya os he hablado de M en otros momentos y es un tío estupendo…

    Aunque creo que no puedo estar de acuerdo con esa afirmación mía puesto que los hechos son otros, pero bueno.

    Yo creí que sin ser grandes amigos, por lo menos éramos muy buenos conocidos…

    Pues nada más lejos de la realidad. Seguir leyendo

Rodocrosita

    En un instante, justo después de rechazar la manera manipuladora de intentar atraerme al nuevo trabajo por parte de la responsable de mí despido, fui consciente que me hallaba fuera de la cuna de obsidiana.

    Todas las piedras que formaban mi cielo estrellado, ahora eran parte de mí y quien estaba encerrado en el ámbar eran todos aquellos que abusaban de mí.

    Una luz rosada brotó de mi pecho espiritual y su luz me inundó. La rodocrosita había brotado de manera natural en mi interior.

    Debía afrontar los hechos, los sentimientos, ser consciente y hacerlo con mucho amor.

    Aquello me pudo en un primer instante, la venganza no era el camino que me interesaba, por supuesto que el sentimiento no era negativo, sino más bien un indicativo de por dónde no debía ir. Seguir leyendo

Hot & Sweet I – Todo Nuevo 4

    Cogió su chaqueta del respaldo de la silla y se encaminó al cuarto de baño tapándose ligeramente la entrepierna, su pasión por las novedades estaba empezando a jugarle malas pasadas.

    Se metió en el retrete que más privacidad le podía ofrecer y se sentó tranquilamente en él. Dobló con esmero la chaqueta y la puso encima de la puerta, se bajó los pantalones, los calzoncillos y se abrió la camisa.

    Debía ser discreto, nadie podía saber lo que estaba haciendo allí dentro, así que dejó las piernas en un ángulo de noventa grados y empezó a pensar en Javier.

    La imagen de su cuerpo desnudo hacía que el miembro le saltase con sólo recordarlo. La mano derecha subía y bajaba por todo su pene, acariciándolo muy intensamente mientras con la izquierda se acariciaba el pecho. Seguir leyendo

Desde Rusia Con Calor I – La Llegada 3

    El viaje en metro fue toda una historia de ternura y mimos, tanto Aleks como Laurent se habían empezado a fundir con el abrazo del primero.

    La organización del viaje pasó por el momento en que ambos habían pensado en alquilar una habitación de hostal para Aleks, planteamiento práctico si no fuese por ese principio de encuentro físico que se había dado…

    Lau lo cogió de la mano y lo llevó directamente a su casa, algo que era perfecto para poder relajarse y explayarse. Seguir leyendo

Animales Domésticos XV

    Hoy os quiero presentar a Lyly, la perra de mi primo.

    Quiero que esa última frase la entendáis por sus dos significados, dejando claro que a la cánida la quiero y que mi primo es un amor, pero un poco cabrón. 😉

    Él y su novia Gema nos la trajeron con pocos meses a casa para que mi madre la conociese, algo que es de agradecer porque viven a una hora en metro de nosotros.

    Es un bombón muy dulce la tía. Sabe cómo ganarse a cualquiera con esa mirada lánguida, ese pelo suavecito y su ímpetu por jugar. Seguir leyendo

A. II

    No tengo remedio, está clarísimo.

    Cada vez que me lo cruzo sigo preguntándome el motivo por el que no da el paso y cómo es posible que después de tanto tiempo siga deseando verlo desnudo frente a mí.

    Reconozco que nunca he tenido problemas con aquello de estar con varios tíos al mismo tiempo, y que todos ellos lo supiesen, incluso soy de los que creen firmemente que mi fidelidad es muy cara y no todo el mundo la puede comprar.

    Aunque cuando me topo con tipos como A, debo deciros que hay varios, me nacen unas ganas tremendas de hacer el loco.

    Con eso me refiero a superar mi “flema inglesa”, cogerlo de los hombros, empotrarlo contra la pared y desnudarlo sin miramientos. Seguir leyendo

Festival

    La música del festival me ha dejado sordo por un tiempo, mi garganta se resiente de los gritos y el esfuerzo para poder hablar, del polvo del campo y las cantidades ingentes de alcohol no parecen ser un buen compañero de viaje cuando todo ha terminado.

    La primera impresión que me llega al comenzar a sentirme normal es el cansancio, la gente que me rodea grita, soy consciente pero lo escucho muy bajito y las amigas que han ido al festival conmigo son muy pesadas con que les preste atención.

    Mi mente vagabundea ignorando su entorno para superar el estrés del cansancio y las ganas de darle un par de bofetadas a un tío que no para de brincar, sólo por la envidia que me da su energía. Seguir leyendo